viernes, 14 de enero de 2011

Tarta de caramelos de violetas.

Se trata de un caramelo de pequeño tamaño que no alcanza los dos centímetros y que posee una forma de violeta de cinco pétalos. Está aromatizado con esencia de la flor y posee un color violeta  que le hace agradable a la vista.
Este tipo de caramelo es muy frecuente en las pastelerías madrileñas, ofrecido en pequeñas cajas de plástico transparente.


Archivo:Violetas-Madrid.jpg






Mi hija es una fans incondicional de estos caramelos, hacía ya tiempo que había visto por la web esta receta y la tenia guardada. Ayer fue su cumpleaños,( aysss, 18 añitos ya), y pensé que era una buena ocasión para hacerle la tarta con sus caramelos preferidos, el resultado me ha impresionado y a quien la ha probado también le ha parecido que esta buenisima, hasta este momento de las que hay puesta en el blog, mi preferida era la de Turrón de mousse de chocolate, pero esta la igual de lo buenisima que esta.



Archivo:Violetas- Caramelo.jpg


INGREDIENTES



La mousse:


150gr. de caramelos de violeta


1 tarrina de queso de untar


500ml. de nata para montar


5 hojas de gelatina


½ vaso de leche


1 Plancha de bizcocho





La cobertura:


150 gr. de Agua


50 gr. de Caramelos de Violeta


2 Hojas de Gelatina




1 Plancha de bizcocho










PREPARACIÓN


La mousse:


Poner a remojar en agua fría las 5 hojas de gelatina.Triturar los caramelos, hasta que se queden en polvo.


Montar la nata y añadir los caramelos pulverizados.


Calentar la leche y disolver las 5 hojas de gelatina, una vez esté tibia, añadir el queso y mezclar bien, echar la nata y mezclar con movimientos envolventes.


Poner la plancha de bizcocho en el fondo de un molde y verter la mezcla encima


Meter en la nevera durante unas horas para que gelifique.


La cobertura:


Poner a remojar en agua fría las 2 hojas de gelatina.


Calentar el agua, añadir los caramelos, remover hasta que se disuelvan y dejar hervir unos minutos.


Apartar del fuego y cuando ha dejado de hervir añadir la gelatina hasta disolverla por completo.


Una vez que la mousse este cuajada, verter por encima la gelatina de violetas y volver a poner en la nevera.





Yo el paso de la gelatina, la hice aparte para darle forma  de flor, que tiene el fondo de un molde de silicona, el experimento no salio también como yo lo esperaba, pero bueno lo importante es el sabor y os aseguro que este sabor y el aroma  os va a sorprender y si decidís hacerlo ya me contareis....

1 comentario:

terrytri dijo...

UMMMMMMMMMMMMMM que rica debe de estar, FELICITA a tu princesa de mi parte, dale un gran abrazo, ay como crecen jooooooooo

A mi también me pierden esos caramelos están buenísimos

besos mi niña